Entrevista laboral

feb 16th, 2011No Comments

La entrevista laboral es como una conversación en donde las partes buscan un fin determinado.
Hoy en día el futuro empleado puede tener el derecho de conocer dónde va a trabajar, en qué condiciones, y sus posibilidades de progreso. Internet es una herramienta eficaz para investigar sobre las empresas, sus proyectos, política de personal, niveles de sueldos en el mercado, relaciones y clima laboral.
El hecho de haber concretado una entrevista laboral indica que al posible empleador le ha resultado atractivo el currículum.
La persona que se presenta a una entrevista laboral debe saber para qué trabajo se siente más capacitado y conocer las propias aptitudes para desempeñarlo eficazmente.

Tipos de entrevista de trabajo

En función del número de personas que participan en la entrevista:
a)Colectiva o grupal: Con ella se busca encontrar gente que sepa trabajar adecuadamente y alcanzar un alto grado de rendimiento en equipos de trabajo. Mide también la iniciativa, la capacidad de comunicación y de persuasión, el liderazgo, y la capacidad de relación social de los candidatos mediante una simulación de discusión grupal, en la que todos deben participar y colaborar para llegar a un consenso acerca del tema que se les plantea.
b)Individual: Este tipo de entrevista permite ampliar información del currículum y analizar otros aspectos del candidato que el entrevistador cree que son necesarios para el correcto desempeño del puesto.

Tipos:
Preselección: Suele ser telefónica y consiste en ampliar un poco y comprobar ciertos datos del currículum, que pueden no quedar claros con el fin de hacer una primera criba.
- En profundidad.
Ensayo o simulación: Consiste en plantear una situación al candidato similar a la que podría encontrarse en el trabajo. El evaluador observa el rendimiento y las reacciones del sujeto y evalúa si es el adecuado para el puesto.
De choque o de tensión: Es un tipo de entrevista que no es muy común. Se suele utilizar en entrevistas de trabajo para puestos que van a suponer un gran control del estrés y consiste en plantear al candidato una entrevista con numerosos momentos de tensión para ver cómo reacciona.
En función del desarrollo del diálogo:
a) Dirigida: El entrevistador, tras haber estudiado detenidamente el currículum del candidato y saber lo que el puesto de trabajo en cuestión requiere, acude a la entrevista con un guión de preguntas para hacer, con el fin de obtener la información que necesita, y así llegar a una conclusión sobre la adecuación de la persona al puesto. Esta entrevista no es la más complicada para el candidato, ya que se limita a contestar a lo que le preguntan.
b) Abierta: Es un tipo de entrevista más difícil, ya que las preguntas son abiertas, dejando que el candidato exprese sus sentimientos, opiniones, etc, de forma espontánea. Es importante ser muy sincero en este tipo de entrevista, porque si en algún momento te contradices con algo que anteriormente dijiste, el entrevistador desconfiará y surgirán las dudas en cuanto a tu valía para el puesto.
c) Semidirigida: Consiste en una mezcla de los dos tipos anteriores. El entrevistador hace algunas preguntas cerradas y otras abiertas. Es el tipo de entrevista más común.
d) Entrevista “no formal”: En algunos sectores, con gran rotación de personal, el proceso de selección para los puestos de trabajo consiste en una entrevista personal informal con el encargado de contratación. Suelen ser para puestos para los que no se exige un gran nivel de calificación.

Por:Sandra Meza


Dejar una respuesta